CERRAR
MENÚCERRAR

Nadie es perfecto

Cara y Cuerpo
Tiziano Lugli

Beauty Time issue es nuestro tema de portada de este mes. Por eso mismo, hablamos de la concepción de belleza a lo largo de la historia y la evolución que hemos visto en los cinco últimos años.

Con reminiscencias de esas tardes de verano que se alargaban hasta altas horas y recién aterrizados en la post realidad del mes de la moda, hemos vivido la rentrée como una lucha definitiva contra el despertador. Sin preaviso, le hemos dado la bienvenida al momento en el que Cronos decide que las hojas caigan y la tonalidad predominante del paisaje se tiña de ocre. Y con el fin de darle la espalda a esta estación melancólica, ponemos bien de color con nuestro Beauty Time issue.


Las pasarelas son el mejor catálogo de tendencias del mundo (junto con Pinterest e Instagram). Y hoy en Nylon te enseñamos las tendencias de maquillajes y peinados vistas en los desfiles Otoño-Invierno que nos hacen soñar.
Aviso: no podrás esperar a septiembre para 'hacerte con ellas'. Estas tendencias beauty son un auténtico crush.


La belleza (siendo subjetiva) ha conseguido ser a lo largo de la historia la característica inherente al ser humano. Una que siglo a siglo ha ido evolucionando y sorprendiendo por sus diversas formas de entenderla. Desde la Grecia Antigua a la época victoriana o en los inicios del siglo XX, todas esas concepciones de belleza son válidas, pero bien diferenciadas. Sin embargo, estos últimos cien años apenas ha sufrido una transformación de los estereotipos, hasta que la sociedad harta ya del 90-60-90 y de las supermodelos, decidió ganarle el pulso a la estética sin un gramo de grasa.

Tal es la rebelión de este tema en particular que en las pasarelas hemos podido ver a mujeres de todas las tallas, razas y formas. Pasando de las Naomi Campbell o Cindy Crawford de los 90 a las Molly Blair de 2019. El concepto de fealdad se ha visto relegado a algo totalmente subjetivo donde "Nadie es perfecto". Mientras que años atrás era algo determinado por aquellos jueces del buen gusto, véase el caso de las alas más famosas de la galaxia, ahora la calle manda.