CERRAR
MENÚCERRAR

¿La moda que nos merecemos? TERESA TARRAGÓ, directora de la agencia de comunicación TTPR, despeja la incógnita

Moda
Nani Gutiérrez

La moda ha sufrido una auténtica revolución gracias a mujeres como Teresa Tarragó. Una de las reinas de la comunicación que esta detrás de grandes firmas como Eastpak o Wrangler.


Nani Gutiérrez


Reunimos a cuatro empresarias para que nos cuenten cómo ven el futuro de una industria inmersa en una auténtica revolución digitalizada y preocupada por la sostenibilidad. Y entre ellas está Teresa Tarragó, la mujer tras la comunicación de firmas como Herno o Camper.



Todo comenzó "casi sin planificar, con un proyecto como freelance, que fue evolucionando a más", explica Teresa Tarragó, que se sintió identificada con el mundo de la moda por "su punto de vista divertido y desenfadado, y su conexión con los movimientos culturales".

Explica que la clave para permanecer una década siendo una de las mejores agencias de comunicación de España radica en "un buen trabajo, la calidad de los clientes y el equipo que vayas consiguiendo y manteniendo". Años en los que "aunque la esencia sea la misma" los nuevos canales de comunicación, como Instagram, "han cambiado el planteamiento, y lo han enriquecido. Desde contactar con gente y descubrir el trabajo de talentos, a cambiar los ritmos de comunicación de las firmas". Una estrategia de marca que pasa por "tener una imagen consistente y ser coherente con las acciones que haces. Para la comunicación es vital un buen material gráfico con el que la prensa pueda trabajar". Confiesa que, aunque los inicios fueron sencillos, le resultó complicado "definir el tamaño ideal para hacer evolucionar el negocio". Y que, como mujer empresaria, la conciliación familiar –aunque estresante "por los viajes, eventos y los meses de más trabajo"– le ha ayudado a "priorizar, a organizarme mejor y, posiblemente, a ser más efectiva". Tarragó no recuerda haber sufrido ningún trato discriminatorio por ser mujer –"aunque sí he visto algunas injusticias"–, y confía en las nuevas generaciones para el cambio:

"El movimiento social es muy fuerte, espero que tenga efecto a medio plazo". En cuanto a la situación actual de la industria no duda de que "se está globalizando más que nunca" y que España "sigue estando en el punto de mira internacional".

En su opinión, "la moda seguirá siendo relevante, como representación de los grandes movimientos culturales y sociales, y continuará mostrando sus colecciones como siempre, con esa frescura y energía que siempre nos aporta". Los nuevos desafíos del sector tendrán que ver con la sostenibilidad y lo ético.

"Las tallas grandes, que son una realidad, siguen siendo un reto. Y me imagino a todos reciclando ropa, igual que hacemos con el cristal. El gran cambio surgirá en los materiales y en la confección".


Chaqueta de WRANGLER

Collar de UNODE50

Blusa de H&M

Zapatos de CAMPER

Foto: Nani Gutiérrez

Estilismo: Eva Barrallo

Agradecimientos: Tribu Studio