CERRAR
MENÚCERRAR

Polémica entre Taylor Swift y Justin Bieber (con participación especial de Cara Delevingne y Demi Lovato)

Música
Frazer Harrison / Jayne Kamin-Oncea / Getty

La artista, que acaba de estrenar You need to calm down, ha denunciado que todo su legado musical hasta noviembre de 2018, momento en el que firmó con Universal Music, ha quedado en manos de Scooter Braun, el empresario y representante que según Swift le ha hecho bullying públicamente con la ayuda de Justin Bieber o Kanye West.

Taylor Swift ha utilizado su cuenta de Tumblr para hacer una denuncia. Big Machine Label Group, la discográfica con la que ha publicado todos sus discos, ha acabado en manos de Scooter Braun, representante, productor y empresario estadounidense que ha comprado la compañía en una operación de 300 millones de dólares (según asegura la revista Billboard). Ahora, el grupo empresarial de Braun poseerá todos los masters de la artista desde que empezó su carrera en 2006 hasta Reputation, el álbum de 2017. ¿Cuál es el problema con esta adquisición? ¿Por qué Justin Bieber ha contestado a la artista? ¿Y qué pintan Cara Delevingne, Hailey Bieber, Demi Lovato y compañía en todo esto?



El problema aquí es que Swift asegura que Braun, el nuevo dueño de toda su música, le ha hostigado y acosado públicamente: "Todo en lo que puedo pensar es en el bullying manipulativo e incesante del que he sido víctima por su parte durante años". Como la propia artista explicaba, Braun fue instigador y cómplice de todo lo que ocurrió con Kanye y Kim Kardashian en 2016, algo en lo que Justin Bieber estuvo también involucrado: "Como cuando Kim Kardashian orquestó una grabación ilegal de una conversación telefónica privada para que se filtrara y así Scooter puso a dos de sus clientes a acosarme". Aquí, la artista también se refería a la participación de Justin Bieber, que hizo un post al respecto. Por entonces Braun estaba era representante de Kanye.

El cantante de Love yourself ha salido al paso de las acusaciones. En primer lugar, ha pedido perdón por su publicación (ha borrado el texto que la acompañaba), y en un post de Instagram en el que muestra una foto de ambos en 2009, ha ofrecido su versión de los hechos: "Lo primero, me gustaría disculparme por ese post tan daniño, en aquel momento me pareció divertido, pero con el tiempo me doy cuenta de que era insensible y de mal gusto".



Justin Bieber vs Cara Delevingne

No obstante, esta 'recogida de cable' del artista no significa que esté de acuerdo con las denuncias públicas de Swift contra el empresario Scooter Braun. De hecho, asegura que la que ahora está haciendo bullying es Taylor: "Scooter te ha apoyado desde que yo te conozco. Han pasado los años y no hemos tenido la oportunidad de cruzarnos y comentar nuestras diferencias y frustraciones. Así que llevarlo a las redes sociales y hacer que la gente odie a Scooter no es justo", ha apuntado Bieber, que ha continuado: "¿Qué es lo que estabas intentando conseguir al escribir esto? Me parece que lo que querías era conseguir simpatía de tus fans y que ellos fueran y le hicieran bullying a Scooter". Sin embargo, ha querido terminar su escrito asegurando que ni él ni Braun "tenemos nada negativo que decir sobre ti: de verdad te deseamos lo mejor", y abriendo la puerta a Swift para tener una conversación que resuelva sus conflictos.


Hailey Bieber no ha dudado en aplaudir lo "caballeroso" de la disculpa de su marido, al igual que Demi Lovato se ha apresurado a publicar un texto en sus stories en el que asegura que ha conocido a malas personas en la industria "y Scooter no es una de ellas", y que le da igual el backlash que está generando su posicionamiento porque ella es "fiel a su equipo". Tanto Lovato como la esposa de Bieber han recibido muchas críticas por su 'feminismo de postal' ante una situación en la que han elegido descartar el testimonio de Swift para apoyar sin reservas a un hombre:

Y las críticas no solo han llegado desde fans y usuarios de Twitter. Cara Delevingne también ha intervenido para afearle a Hailey este apoyo sin reservas a su marido, sin entrar a valorar las denuncias de una mujer y validar que exprese sus sentimientos y opiniones, y a Bieber que se dedique a atacar a las mujeres porque se siente amenazado.


La cuestión es que ahora Taylor sufre porque toda su música ha quedado en manos de alguien a quien considera su enemigo, aunque ha acabado su escrito de manera positiva, recordando que en nada tenemos su nuevo disco, Love (el 23 de agosto), y que además ahora trabaja con otra compañía que respeta la autoría: "Afortunadamente, ahora he firmado con una discográfica que cree que todo lo que yo cree me pertenece".



True