CERRAR
MENÚCERRAR

¿Por qué la moda sostenible es joven, blanca y delgada?

Tendencias y estilo
@alicealexanderco

Hablamos con varias marcas sostenibles e inclusivas sobre por qué la industria de la moda eco tiene en el 'body positive' una asignatura pendiente

La industria de la moda es la segunda más contaminante del planeta, por detrás del petróleo. Es una necesidad de primer nivel apostar por la sostenibilidad, los materiales reciclados y la reducción del consumo. Pero otro de los imperativos de nuestro tiempo es responder a las demandas de inclusividad de cada vez más personas, que están cansadas de no verse representados ni atendidos por la moda mainstream. Hablamos con varias marcas de ropa, dirigidas por mujeres, que se esfuerzan por atender ambas necesidades sociales: lo 'eco' y la inclusividad body positive.

Alice Alexander

ALICE ALEXANDER

¿Está buscando renovar tu armario con básicos, básicos con los que realmente te sientas bien? No busques más: Alice Alexander. La marca con sede en Filadelfia fue fundada como una firma de una sola mujer con su máquina de coser en 2017, después de que su fundadora, Mary Alice Duff, se diera cuenta de la grave falta de oferta de tallas en el mundo de la moda sostenible. Haciendo fast forward al presente, vemos cómo su marca está prosperando, y ahora la forman un equipo de cinco personas.

Esta marca sostenible, ética y 'body positive' se fabrica íntegramente en Filadelfia y se vende a través de un modelo 'a demanda del consumidor', que permite crear ropa para multitud de tipos de cuerpo, usar los materiales más sostenibles disponibles, y reducir los potenciales residuos. Puedes encontrar monos, camisetas, abrigos y mucho más, no solo en tallas desde la XS hasta la 4X, sino también en una variedad de longitudes, desde petit hasta tall.

Todo está confeccionado con materiales biodegradables, amigables con el medio ambiente, como lino, cáñamo, algodón orgánico y otros, y los restos sobrantes se reciclan de manera responsable. También se utilizan materiales de embalaje reciclados y reciclables, lo que garantiza que el proceso sea ecológico de principio a fin. Y, dado que Duff no subcontrata la fabricación de sus prendas, puede asegurarse de que los procesos son éticos y los trabajadores reciban salarios justos.

"Hay una increíble falta de inclusión en la moda ética y sostenible, y una mayoría abrumadora de marcas éticas y sostenibles no satisfacen las necesidades de las mujeres más allá de la XL", explica la fundadora. "Además, la estética general de la moda sostenible y ética es delgada, joven y blanca. Creo que existen estereotipos firmes que afectan a los cuerpos de talla grande, ya sean conscientes o no, que disuaden a las marcas éticas de incluir plus size en sus diseños".

Duff cree que las mejoras y los cambios que deben ocurrir en toda la industria no necesariamente van a venir de los pilares éticos y sostenibles establecidos, sino que serán las nuevas marcas inclusivas emergentes, como la suya, las que las pondrán en marcha.

Dazey LA

DAZEY LA

Dazey LA es una línea de camisetas y una tienda online que sirve para empoderar a las mujeres a través de la conversación. Cada colección lanzada por la marca gira en torno a temas que afectan a las mujeres de hoy en día, con el propósito de inspirar a sus clientas a hablar y compartir, y proporcionar una plataforma para que estas conversaciones tengan lugar.

Toda su ropa está hecha de algodón orgánico y se diseña y se fabrica en Los Ángeles, con el objetivo de evitar el exceso de producción y el desperdicio de materiales. Además de su propia línea, esta web también muestra prendas y accesorios éticos creados por otras mujeres emprendedoras, hablando sobre ellas en el blog del site.

El fenómeno 'slow fashion' surgió como una alternativa al consumo masivo de moda. Y no sólo es bueno para el planeta o para las personas que trabajan en la industria, sino que las prendas te durarán mucho más y no tiene por qué ser más caro que la alternativa industrial.

Mientras Dazey LA se esfuerza por ser lo más inclusiva posible en cuanto a tallaje, su fundadora Dani Nagel trabaja constantemente para ampliar la gama. Reconoce la grave falta de inclusión de tallas en el mercado de la moda sostenible, pero explica que, especialmente para una marca pequeña, puede ser difícil ofrecer una gama muy amplia desde el primer momento. "La intersección entre moda sostenible y plus size es un mercado totalmente desatendido", dice ella. "Dazey ha estado expandiendo su oferta desde hace algún tiempo, pero, siendo una marca pequeña con presupuesto limitado, ha sido difícil y lento. La mayoría de las marcas sostenibles también son pequeñas además de tener altos costos de producción y márgenes estrechos".

No fue hasta asistir a un panel de moda inclusivo y escuchar a los ponentes, bloggers plus size, hablar sobre la lucha por encontrar ropa fabricada éticamente de su talla, que decidió acelerar ese proceso. La marca lanzó recientemente una campaña, junto a los fundadores del podcast body positive 'She's All Fat', para recaudar fondos para poder ampliar el tallaje, y que está siendo un éxito. "Por primera vez, ofrecimos nuestras camisetas en tamaño hasta 4X, y todas las ganancias se van a destinar directamente a financiar nuestra línea de tallaje inclusivo. Esperamos que más marcas sigan este ejemplo porque todas las mujeres merecen prendas hermosas y éticas".

Reformation

REFORMATION

Cuando se trata de millennials y compras sostenibles, es probable que Reformation sea una de las primeras marcas que vengan a la mente. Pone a la sostenibilidad en el centro de todo lo que hace, desde la selección de tejidos y telas con conciencia ecológica hasta la huella de carbono y la infraestructura verde de sus fábricas y la gestión de sus residuos y el gasto energético. También es transparente sobre todos los aspectos del proceso, desde la producción hasta el producto terminado. El resultado es una línea de vestidos effortless y piezas con el estilo relajado de L.A.

Sin embargo, hasta hace poco, también era conocida por sus tallas limitadas. En marzo de 2018 lanzó su primera colección cápsula de tallas grandes en colaboración con la modelo Ali Tate Cutler. Si bien esta línea tenía una duración limitada (y, por tanto, se agotó rápidamente), la marca decidió que lo plus size formara parte de su colección permanente desde marzo de 2019.

Esta nueva línea presenta una serie de clásicos de la marca en tallas que van de la 1X a 3X y de la 14 a la 24. El hecho de que Reformation haya apostado por lo body positive como algo permanente es una buena señal para la industria de la moda en general. Esperamos que influya en otros actores importantes en el terreno de la moda sostenible y que reconozcan que los consumidores quieren ropa que sea sostenible e inclusiva, y la quieren ahora.

Contenido publicado originalmente por Jenna Igneri en NYLON US
Traducción: Laura Caso